domingo, 15 de septiembre de 2013

Ministerio de Producción comunica que pesca de cerco y arrastre mina recursos marinos en Tumbes

El Ministerio de la Producción (Produce) advirtió hoy que la pesca de cerco y arrastre de fondo y de media agua que se realiza dentro de las cinco millas del mar de Tumbes, pese a su prohibición, es perjudicial para la sostenibilidad de los recursos marinos.

Señaló que, adicionalmente, atenta contra la preservación y explotación racional de las especies, que promueve el Estado.

Produce recordó que hace dos años se emitió el Decreto Supremo 020-2011-Produce, basado en un informe del Instituto del Mar del Perú (Imarpe), en el que se estableció que las embarcaciones que utilizan este tipo de redes, deben pescar fuera de las cinco millas y deben instalar el Sistema de Control Satelital.

Sin embargo, advirtió que los titulares de estas embarcaciones nunca se pusieron a derecho y presionaron a sus autoridades políticas locales y regionales para evitar la implementación de la norma.

"Es importante señalar que con esa actitud están afectando a toda la población de la región, por cuanto el impacto de esa modalidad de pesca en el litoral de Tumbes, donde existen zonas intangibles, perjudica la sostenibilidad de los recursos pesqueros y afecta directamente a la mesa popular", anotó.

Destacó que ante esta situación Produce emitió este año el Decreto Supremo 006-2013 que refuerza el Reglamento de Ordenamiento Pesquero de Tumbes, asumiendo la supervisión directa tanto de las embarcaciones de cerco como las de arrastre de fondo y media agua.

Explicó que dicho decreto señala que las embarcaciones de arrastre y boliche deberán solicitar su permiso de menor escala ante la Dirección General de Extracción y Producción Pesquera para Consumo Humano Directo de Produce en un plazo de 90 días, contados desde la publicación de la norma, lo que les permitirá operar fuera de las cinco millas.

Si la solicitud no se concreta, añadió, se cancelará la inscripción de la embarcación en el registro del Gobierno Regional y quedará inhabilitada para pescar en la jurisdicción de Tumbes.

Asimismo, sostuvo que otorga un plazo de 15 días hábiles a las embarcaciones de cerco y arrastre para la instalación del Sistema de Seguimiento Satelital (Sisesat), lo que constituye un requisito para solicitar el permiso de menor escala ante Produce.

La pesca de cerco y arrastre causa un grave daño al ecosistema marino si se realiza en zonas de baja profundidad. En el caso del arrastre, se utiliza una red que barre el fondo oceánico.

Las embarcaciones de arrastre no sólo capturan peces, sino todo lo que encuentran a su paso, destruyendo hábitat, algas y otros organismos indiscriminadamente.

Las redes de cerco entretanto, al utilizarse cerca de la orilla y al tener importantes dimensiones de altitud y longitud, pueden alcanzar el suelo marino, capturando diversas especies sin realizar ninguna selectividad de tamaño ni especie.

Fuente: Andina

No hay comentarios :

Publicar un comentario